Antología del pensamiento crítico uruguayo contemporáneo (Descargar Libro)

Karina Batthyány. Gerardo Caetano. [Coordinadores] 
Colección Antologías del Pensamiento Social Latinoamericano y Caribeño. 
ISBN 978-987-722-315-6 
CLACSO. https://www.clacso.org.ar/
Buenos Aires. Marzo de 2018 

La realización de una Antología del pensamiento crítico uruguayo contemporáneo de los últimos cien años, como toda obra con estas características, presupone ante todo una estrategia de selección de autores y de textos. Por lo general, la misma se hace a partir de la definición de algunos criterios que permiten respaldar las opciones que se toman en el extendido conjunto de producciones intelectuales consideradas. En este caso, se trata de una antología de los últimos cien años de las ciencias sociales uruguayas. Por cierto, que en la consideración analítica de estas últimas y hasta en su delimitación como campo, se ha debido tomar en cuenta un criterio necesariamente amplio. En ese marco, uno de los objetivos centrales de esta compilación apunta a contribuir al conocimiento, en ese extenso y heterogéneo espacio de producción intelectual, de aquellos autores que han aportado a la configuración de un pensamiento crítico en Uruguay, en muchos casos con proyección latinoamericana y hasta mundial. Sin duda, en la selección realizada existirán aciertos en relación a los autores seleccionados y, aun sin desearlo, omisiones casi que inevitables, producto de lo acotado del espacio y de la síntesis necesaria. Sabemos que toda selección de esta naturaleza resulta, por definición, controversial; discutible.

Descargar Libro: Antología del pensamiento crítico uruguayo contemporáneo

Anuncios

La Colombia del 2018 al 2022: gobernabilidad, guerra y coca (Descargar Texto)

Cristian Camilo Barrera  Rebelión

Iván Duque, candidato del denominado Centro Democrático, partido político creado por el ex presidente Álvaro Uribe en el 2013 ganó la segunda vuelta de las elecciones presidenciales el domingo 17 de junio de 2018.
Duque, más que el heredero del capital simbólico de Uribe, es el paladín del grupo terrateniente, mafioso y ganadero que movió sus influencias y poder para hacerlo candidato y luego presidente. Duque no representa al conjunto de la ciudadanía y tampoco es heredero de una corriente política tradicional del país, él solo representa a esos poderes que han acumulado y escalado importantes escenarios dentro de la institucionalidad y en los territorios en menos de dos décadas.

Resulta importante resaltar como en la elección de Duque como presidente se manifiesta de manera evidente un patrón histórico del poder político estatal en Colombia, donde se entrecruza y encuentra un complejo híbrido entre lo legal y lo ilegal, ya que si bien las funciones del nuevo presidente deberán dar cuenta de lo institucional y lo legal, al tiempo él representa y está muy bien respaldado por poderes ilegales que son efectivos donde el Estado se aleja totalmente de esa ficción idealizada como forma de organización política que funciona y opera en función de lo púbico y la ciudadanía, y en lugar de existir como un ente neutral, es en realidad un aparato amarrado por un poder mafioso que regula y administra a su conveniencia las funciones, los beneficios y los castigos (…)

Descargar Texto: La Colombia del 2018 al 2022: gobernabilidad, guerra y coca

Artículo relacionado:

El triunfo del uribismo y los dilemas de la paz neoliberal

Cuba: ¿Socialismo sin anticapitalismo? La cuadratura del círculo

La transición socialista que no plantee sus bases anticapitalistas solo alcanzará la cuadratura del círculo (…) Estos no son debates nuevos, los mismos están desglosados desde la década del 20 en la Rusia soviética. Asuntos como las formas de propiedad, el uso del dinero, la ley del valor y el mercado, las distintas formas de incentivar el trabajo, redundan en tensión permanente entre el nuevo orden que no acaba de nacer y el viejo orden que no acaba de morir.

Ariel Dacal Díaz

La Tizza

Ponencia presentada por el autor en la Mesa de Debate: Marx y una economía política para la transición socialista, Instituto Cubano de Investigación Cultural “Juan Marinello”, 16 de mayo, 2018.

Pareciera que el problema fundamental de Cuba es económico, y por tanto debería centrar toda nuestra atención. Pero, ¿qué es lo económico? Contrario a esa idea, pareciera que el problema es político, y que este debería ser nuestro enfoque prioritario. Pero, ¿qué es lo político?

Para comprender la realidad cubana, ambos referentes tienen limitado alcance interpretativo el uno sin el otro. Sin embargo, ambos cobran sentido al preguntarles ¿a qué proyecto social sirven?, ¿a qué condición del ser humano tributan?, ¿a qué comprensión sobre la naturaleza responden?

El modo de relación entre lo natural, lo social y lo humano tiene carácter histórico concreto. Épocas, sistemas, modelos, cosmovisiones e ideologías dan cuenta del largo tránsito de lo económico y lo político como soluciones a esa relación. Tránsito que ha dejado, esencialmente, una traza de disputas antagónicas entre la libertad y la opresión, la que desde hace un buen tiempo se polariza entre dos referentes: el capitalismo y el comunismo.

Las líneas gruesas de la teoría sobre la transición al comunismo enmarcan un proceso histórico contrario a las relaciones de producción capitalistas. Este pretende superar la contradicción entre el creciente carácter social de la producción y la apropiación privada de la riqueza por una minoría, y supone el avance del control político de la clase trabajadora en su condición de productora y propietaria colectiva. En una formulación más abstracta, busca dirimir el conflicto entre el Capital y el Trabajo. Seguir leyendo “Cuba: ¿Socialismo sin anticapitalismo? La cuadratura del círculo”

AMLO y el poder real

Como dice Ilán Semo, en México la Presidencia de la República encierra potencialidades simbólicas insospechadas; una suerte de carisma institucional. No importa quién la ocupe, incluso a un inepto (pensemos en Vicente Fox), el cargo le trasmite un aura: es el Presidente. Tras la Independencia, la Reforma y la Revolución Mexicana, AMLO quiere trascender a la historia como el hombre de la cuarta transformación. Pero para ello se necesita un cambio de régimen e impulsar grandes saltos en la conciencia política de los sectores populares; sin un pueblo organizado y movilizado tras un proyecto de cambio radical y profundo, no hay carisma que alcance.

Carlos Fazio

La Jornada

El primero de julio,   millones de mexicanos salieron a votar, y si no hubo un fraude de Estado monumental, Andrés Manuel López Obrador (AMLO) será el próximo presidente de la República. De no ocurrir nada extraordinario en el periodo de transición, el primero de diciembre próximo AMLO deberá asumir el gobierno. Pero en ese lapso, y aún más allá del mediano plazo, el poder seguirá estando en manos de la clase capitalista ­trasnacional.

Es previsible, también, que a partir de este 2 de julio, el bloque de poder (la plutonomía, Citigroup dixit), incluidos sus medios hegemónicos (Televisa y Tv Azteca, de Azcárraga y Salinas Pliego, ambos megamillonarios de la lista Forbes), y sus operadores en las estructuras gubernamentales (el Congreso, el aparato judicial, etcétera), escalarán la insurgencia plutocrática buscando ampliar sus privilegios y garantizar sus intereses de clase, y para seguir potenciando la correlación de fuerzas en su favor.

Más allá del ruido de las campañas, el proceso electoral transcurrió bajo el signo de la militarización y la paramilitarización de vastos espacios de la geografía nacional, y de una guerra social de exterminio (necropolítica) que elevó los grados de violencia homicida a límites nunca vistos en el México moderno, similares a los de un país en guerra (naturalizándose en vísperas de los comicios el asesinato de candidatos a cargos de elección ­popular).

Como recordó Gilberto López y Rivas en La Jornada, ese conflicto armado no reconocido es la dimensión represiva de lo que William I. Robinson denomina acumulación militarizada, cuya finalidad es la ocupación y recolonización integral de vastos territorios rurales y urbanos para el saqueo y despojo de los recursos geoestratégicos, mediante una violencia exponencial y de espectro completo que es característica de la actual configuración del capitalismo; el conflicto y la represión como medio de acumulación de la ­plutonomía. Seguir leyendo “AMLO y el poder real”

¿Fin del Unipolarismo Occidental?

Wim Dierckxsens, Walter Formento Alainet

Desde el fin de la guerra fría, con la ´caída´ de la URSS entre1991, la política de decisiones unilaterales (sin consultar ni consensuar con RU, Alemania, Francia) del unipolarismo financiero continental de Washington ha sido la regla y las ´sanciones´ han sido parte integral de la política exterior de EUA, impuestas incluso a pesar del Consejo de Seguridad de la ONU, en lugar de la diplomacia que fue la regla entre el fin de la guerra de Vietnam (1973) y los últimos años anteriores a 1991. Ejemplos claros de ello son las sanciones a Rusia, Irán, Yugoslavia, Corea del Norte y Venezuela.

El acuerdo nuclear con Irán firmado en julio de 2015 por EUA (Obama), China, Francia, Inglaterra, Rusia y Alemania, llamado Irán y el 5+1, fue ´roto´ unilateralmente en mayo de 2018 por EUA (Trump). El presidente de China criticó la “decisión unilateral” de EUA y señaló que su gobierno trabajará con Rusia para preservar el acuerdo nuclear. Ante la ruptura del acuerdo con Irán de Trump, los miembros de la Organización para la Cooperación de Shanghái (OCS) consideraron inmediatamente otorgar la membrecía a Irán, que hasta la fecha participaba como país observador, y que recibió para ello, el 10 de junio de 2018, el pleno apoyo de China y Rusia. Lo cual fue una demostración de apoyo total a Irán (y con ello al acuerdo de uso “exclusivamente pacífico” de la energía nuclear1 firmado en 2015) lo que constituye un desafío a EUA, para medir hasta donde avanzara para aplicar sus sanciones. Trump incluso amenazó a los ´socios´ europeos de aplicarles sanciones sino lo siguen, tras retirarse del acuerdo.

Trump con ello tal vez, vuelve a poner a Alemania, RU y Francia ante la opción de tener que avanzar con estrategias propias, rompiendo su anterior política subordinada a EUA por lo menos desde los ´acuerdos/imposiciones´ de Bretton Woods, pos-segunda guerra mundial. Amenazas que, llamativamente, no son seguidas de medidas concretas que afecten a los amenazados. Amenazas que sí distraen la atención pública en los Mass-Media y en las redes sociales de comunicación, pero que no tienen su correlato en acciones concretas que afecten a los amenazados sino más bien a las instituciones y acuerdos pro-globalistas como la comisión de DDHH de la ONU, la OTAN, el acuerdo TPP/TIPP/TISA y TLCAN, el Acuerdo de Paris, el financiamiento de paramilitarismo tipo EI-ISIS en Siria.

Los países de la Unión Europea se han comportado como ´vasallos´, hasta la reunión para tratar el Acuerdo de Paris y la de la OTAN en junio 2017, pero ahora han empezado a realizar movidas que ya no están subordinadas ni coordinadas con EUA, como si lo fueron hasta Obama.

La pregunta que nos hacemos es, si al haber desarrollado ya grandes inversiones en Irán, consideran que la situación estratégica ahora permite afirmar sus decisiones, avanzar y no retirarse del acuerdo firmado. Líderes y funcionarios de la Unión Europea afirman que es hora que Europa no represente más los intereses de Washington, sino que luche por sus propios intereses. Jean Claude Juncker, presidente de la Comisión Europea (gobierno de la UE), afirmó en este contexto que es hora de parar los ataques a Rusia y que Europa debe considerar reconectarse con este país Seguir leyendo “¿Fin del Unipolarismo Occidental?”

Educación popular para reinventar la democracia (Descargar)

La Educación Popular es una apuesta política que plantea la transformación radical de la realidad a partir de la lectura crítica del mundo. Nace en el seno de los procesos de liberación de los pueblos de América Latina y el Caribe contra el sistema opresor colonial– patriarcal que vivimos desde hace más de quinientos años, y que hoy experimentamos de forma salvaje. Desde su nacimiento y hasta la actualidad, la educación popular apuesta por la integración y liberación de los pueblos desde la diversidad. Adquiere mayor presencia y visibilidad en América Latina y el Caribe en la década de 1960, cuando Paulo Freire escribe la Pedagogía del Oprimido exiliado en Chile, en el año 1968.

Alainet

Revista No. 533Junio 2018

Fragmento

En palabras de Carlos Núñez, diríamos que “la educación popular constituye una corriente de pensamiento y acción dentro del campo de las ciencias sociales, particularmente de la pedagogía… es una propuesta teórico – práctica, siempre en construcción desde cientos de prácticas presentes en muy diversos escenarios de nuestra América (y más allá). Su visión es integral, comprometida social y políticamente. Asume una posición epistemológica de carácter dialéctico, rechazando por tanto el viejo, tradicional y todavía ‘consagrado’ marco positivista. … desarrolla una propuesta metodológica, pedagógica y didáctica basada en la participación, en el diálogo y en la complementación de distintos saberes”

La educación popular, en el contexto actual nos exige partir desde los territorios, cuerpos–tierra para sentir–pensar nuestras prácticas y experiencias, las feministas nos invitan a reflexionar y actuar desde nuestros cuerpos. Porque si la reflexión no pasa por el cuerpo, la transformación no puede ser posible. Está reflexión y acción debe hacerse junto con las personas que habitan esos cuerpos–tierras–territorios, para que desde las diversas estrategias de acción, procesos y conflictos busquemos alternativas posibles, necesarias y urgentes.

Esta apuesta implica que nos demos el tiempo para contar nuestras historias y las reescribamos. Compartir entre pares y entre diversos nuestras andanzas a partir de mediaciones pedagógicas y políticas, para reconocer: los condicionamientos sociales, económicos y políticos que existen; que somos múltiples, complejos y contradictorios; que nos vamos haciendo y vamos siendo con la vida. Saber que tenemos todas las posibilidades para reinventarnos (…)

https://www.alainet.org/

Descargar: Educación popular para reinventar la democracia

Reflexiones sobre Ayotzinapa en la perspectiva nacional (Descargar Libro)

Decir 43, quizá para muchas personas no tendrá mayor sentido que un número, pero decir 43, para muchas y muchos otros tiene un significado especial: Ayotzinapa, estudiantes, Normal Rural Isidro Burgos, 26 de septiembre, Iguala, desaparecidos. Estas 13 letras nos dejan una sensación de vacío, de que faltan 43, de que los jóvenes que estaban esa tarde-noche no han vuelto a ver la mañana de la que muchas y muchos todavía disfrutamos.

Fragmento

A pesar de toda la presión nacional e internacional por los hechos de Iguala; del desprestigio que enfrenta el gobierno mexicano por la sistemática violación de los derechos humanos; de la desfachatada verdad histórica y, a dos años de los hechos de detencióndesaparición de los 43 jóvenes normalistas de la escuela normal rural de Ayotzinapa, el Estado mexicano no da señales de rectificación. Al contrario, el linchamiento mediático en contra del Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes antes de la publicación de sus conclusiones en abril de 2016 y la postura del Gobierno Federal para que el grupo saliera del país y abandonase el caso, hablan de una preocupante obstinación por ocultar la verdad. Ocultar la verdad, negar la justicia, alimenta la impunidad. La impunidad, como la vimos tras los hechos del 2 de octubre de 1968, del 10 de junio de 1971, de la guerra sucia de los setenta y ochenta, de las matanzas en Chipas y Guerrero durante los noventa, de las violaciones a los derechos humanos durante el foxismo y el calderonismo, etcétera, siempre anuncia posteriores crímenes. Quienes en ese momento –como ahora– han luchado por la verdad y la justicia, también lo han hecho por todos nosotros… pero ha faltado fuerza y unidad. Un reto es cómo le hacemos para avanzar, para sumar. Coincido con Ackerman cuando afirma que para tener éxito “será necesario que todos dejen de lado, por un momento, sus prejuicios teóricos y legítimas desconfianzas históricas para unirse e identificarse en una lucha común en contra del saqueo, la represión y la corrupción. ¿Habrá otra manera de caminar juntos, si de caminar juntos se trata?

  • Carmen Chinas Salazar. Jaime Antonio Preciado Coronado. [Coordinadores] 
    ISBN 978-607-742-727-8 
    Universidad de Guadalajara. CLACSO. https://www.clacso.org.ar/
    Guadalajara. Mayo de 2018 

Descargar Libro: Reflexiones sobre Ayotzinapa en la perspectiva nacional