Fernando Pessoa : Dónde está Dios, aunque no exista

Tengo mucho frío. Estoy tan cansado en mi abandono. Vé a buscar, oh Viento, a mi Madre. Llévame por la Noche a la casa que no he conocido…Vuelve a darme, oh Silencio, mi alma y mi cuna y la canción con que dormía.

Fernando Pessoa

epdlp.com

“¿Dónde está Dios, aunque no exista? Quiero rezar y llorar, arrepentirme de crímenes que no he cometido, disfrutar de ser perdonado por una caricia no propiamente maternal. Un regazo para llorar, pero un regazo enorme, sin forma, espacioso como una noche de verano, y sin embargo cercano, caliente, femenino, al lado de cualquier fuego… Poder llorar allí cosas impensables, faltas que no sé cuáles son, ternuras de cosas inexistentes, y grandes dudas crispadas de no sé qué futuro…Una infancia nueva, un ama vieja otra vez, y una cama pequeña donde acabe por dormirme, entre cuentos que arrullan, mal oídos, con una atención que se pone tibia, de rayos que penetraban en jóvenes cabellos rubios como el trigo… Y todo esto muy grande, muy eterno, definitivo para siempre, de la estatura única de Dios, allá en el fondo triste y somnoliento de la realidad última de las cosas…Un regazo o una cuna o un brazo caliente alrededor de mi cuello…Una voz que canta bajo y parece querer hacerme llorar…El ruido de la lumbre en el hogar… Un calor en el invierno… Seguir leyendo “Fernando Pessoa : Dónde está Dios, aunque no exista”

Mario Vargas Llosa: El sueño del celta (Descargar Libro)

Mario Vargas Llosa: El sueño del Celta (2010)

Esta novela histórica es una especie de crónica periodística, que se sirve de la ficción para relatarnos la terrible explotación colonial de África y América —Congo y Perú—. Los hechos centrales narrados en El sueño del celta son la esclavización, la tortura, la explotación inmisericorde y la muerte, es decir, el genocidio de los indígenas del Congo y Perú, todo ello motivado por la feroz codicia de compañías mercantiles que habían sobornado y corrompido a las estructuras sociales, políticas y administrativas de sus respectivos países. Vargas Llosa describe los viajes y los informes oficiales de Roger Casement como cónsul británico, gobierno que le otorga las máximas condecoraciones; y que, sin embargo, le condena a muerte.

Seguir leyendo “Mario Vargas Llosa: El sueño del celta (Descargar Libro)”

Paul Auster: El país de las últimas cosas (Descargar Libro)

Paul Auster: El país de las últimas cosas (1987)

El país de las últimas cosas es mucho más que una novela de ciencia-ficción, aunque haya sido considerada así y tenga algún punto de contacto con esta modalidad. Si bien se puede suponer que transcurre en el futuro, nada indica que el resto del mundo donde se sitúa el país de las últimas cosas sea distinto al nuestro. Simplemente, es la versión degradada del mundo actual y funciona como un temible augurio de lo que podría sucederle (sucedernos). No solo no hay seres extraterrestres (aunque este no es un complemento imprescindible de la novela ciencia- ficción), sino que no son necesarios porque el ser humano se ha vuelto la peor amenaza para sí mismo y está consumando la destrucción de su propia civilización: “La ciudad parece estar consumiéndose poco a poco, pero sin descanso, a pesar de que sigue aquí”. No hay enemigos exteriores porque el hombre es su propio enemigo. Es la propia dinámica interna del sistema la que lo lleva a la degradación.

Gustavo Martínez – El país de las últimas cosas o la enfermedad terminal de la modernidad.

Libro tomado de: https://portalacademico.cch.unam.mx/

Descargar Libro Paul Auster: El país de las últimas cosas

Diario de la guerra del cerdo de Adolfo Bioy Casares (Descargar Libro)

Adolfo Bioy Casares: Diario de la guerra del cerdo 1969

Diario de la guerra del cerdo plantea una guerra generacional, de los jóvenes contra los «cerdos», epíteto dado a los viejos. Lo que se puede ver en muchos aspectos de la vida (el cruce generacional es principalmente notorio en los deportes, pero el mundo cultural no es ajeno a esto, pensemos sino en las vanguardias), en la novela adquiera una naturaleza radical. No sólo hay competencia entre las generaciones, no sólo hay recelo, sino que la lucha se vuelve explícita, una «guerra», y cuando hay una guerra gana el más fuerte, y éste suele ser el joven. Así, vemos cómo los viejos son víctimas de la violencia y la arrogancia de los jóvenes: se ve ya en el primer capítulo, cuando un grupo de jóvenes mata al diariero don Manuel sin ningún tipo de razón (como si pudiera haber razones cuando se trata de matar a alguien). La violencia se extiende a lo largo de toda la novela, y así somos testigos de distintos ataques, persecuciones y asesinatos, siempre de los jóvenes contra los viejos, los cuales se debaten entre los deseos de continuar su vida normal, la indignación y el miedo.

La novela está enfocada en el personaje de Isidoro Vidal, un hombre al límite de la vejez, que para algunos puede pasar por joven (al menos por el momento) y para otros por viejo, lo que lo pone en una situación errática que no lo excluye del peligro. Así, mientras que algunos le dicen que todavía es joven y que no tiene nada de qué preocuparse, en varias ocasiones debe huir de ataques juveniles y llega incluso a estar «marcado» para la muerte. Seguir leyendo “Diario de la guerra del cerdo de Adolfo Bioy Casares (Descargar Libro)”

« En tiempos oscuros » Eduardo Galeano

En tiempos oscuros, tengamos el talento suficiente para arriesgarnos a volar en la noche como los murciélagos.

En tiempos oscuros, seamos lo suficientemente sanos como para vomitar las mentiras que nos obligan a tragar cada día.

En tiempos oscuros seamos lo suficientemente valientes como para tener el coraje de estar solos y lo suficientemente valientes como para arriesgarnos a estar juntos.

En tiempos oscuros seamos lo suficientemente maduros como para saber que podemos ser compatriotas y contemporáneos de todos los que tienen voluntad de belleza y voluntad de justicia, porque no creemos en las fronteras de los mapas ni del tiempo.

En tiempos oscuros, seamos lo suficientemente tercos para seguir creyendo contra toda evidencia, que la condición humana vale la pena.

En tiempos oscuros seamos lo suficientemente locos como para ser llamados locos.

En tiempos oscuros seamos lo suficientemente inteligentes como para ser desobedientes cuando recibimos órdenes contradictorias con nuestra conciencia o contra nuestro sentido común.

Eduardo Galeano

Seguir leyendo “« En tiempos oscuros » Eduardo Galeano”

La metamorfosis de Kafka

No cierres los ojos / Grupo Akal

La proposición central del existencialismo es que el fundamento del sentir y el pensar humanos es la angustia; esta surge cuando reconocemos el absurdo y la falta de sentido de nuestra existencia. El existencialismo hunde sus raíces en las ideas de ciertos filósofos europeos del siglo XIX, especialmente en el danés Søren Kierkegaard, que acuñó el concepto filosófico de «angustia» y cuya obra influyó notablemente en Franz Kafka.

Enfoque: Existencialismo

  • Antes1864 Se publica Memorias del subsuelo, de Fiódor Dostoievski, luego reconocida como novela existencialista temprana.

    1880 Los hermanos Karamázov, de Dostoievski, se centra en la relación padre-hijo.

    1883–1885 El desprecio por la piedad y la compasión, tema típico del existencialismo, es una cuestión central en Así habló Zaratustra de Nietzsche.

  • Después1938 Jean-Paul Sartre publica una de las principales novelas existencialistas: La náusea

    1942 El extranjero, de Albert Camus, explora la fútil búsqueda de sentido en los confusos sucesos de la vida.

    1953 Samuel Beckett retrata la absurda vida de dos vagabundos en Esperando a Godo.

Seguir leyendo “La metamorfosis de Kafka”

Las venas abiertas de Eduardo Galeano

Armado de la conciencia, con el sol en los labios, el poeta rehusa las apariencias. Galeano expresa este estado: “Revelar la realidad no significa copiarla. Copiarla sería traicionarla, sobre todo en países como los nuestros, donde la realidad está enmascarada por un sistema que obliga a mentir para sobrevivir y que cotidianamente prohíbe llamar a las cosas por su nombre”. Liberación y sometimiento: la creación consiste en sacar a la luz la parte más secreta de nosotros mismos y, simultáneamente, someter la naturaleza a un orden que le es extraño. 

Román Cortázar Aranda

Revista de la Universidad de México 126

La poesía mueve hacia lo desconocido porque entabla un diálogo con el mundo. El íntimo deslumbramiento lleva a la revelación y a la comunión. En realidad, parece que esto lo supo Galeano siempre. En 1976, cuando su nombre fue incluido en la lista del escuadrón de la muerte y se exilió en España, su palabra cobró plena significación; o más exactamente: para vivir de veras la vida debió afirmar el nosotros. Ante la bancarrota de la libertad, en Defensa de la palabra, Galeano anotó: “Uno escribe a partir de una necesidad de comunicación y de comunión con los demás, para denunciar lo que duele y compartir lo que da alegría. Uno escribe contra la propia soledad y la soledad de los otros. Uno supone que la literatura transmite conocimiento y actúa sobre el lenguaje y la conducta de quien la recibe; que nos ayuda a conocernos mejor para salvarnos juntos”. Antonio Machado se dio cuenta de que el poeta moderno se canta a sí mismo porque no encuentra temas de comunión. Pero la obra de Galeano ofrece una vía: desemboca en la historia. Seguir leyendo “Las venas abiertas de Eduardo Galeano”